BBE-Electricidad

DESCRIPCIÓN TÉCNICA » sistemas eléctricos

Configuración General

La central consta de dos grupos turboalternadores con turbina de gas que generan a la red a través de los transformadores principales y que alimentan además a los auxiliares y un grupo turboalternador con turbina de vapor que genera directamente a la red a través de un transformador de grupo.

La energía se produce en la central por medio de tres turboalternadores, acoplado cada uno a una turbina diferente, dos de gas y otra de vapor, generando a 15,75 kV respectivamente, con una potencia de 254 MW para las turbinas de gas y una potencia de 284 MW para la turbina de vapor.

El alternador de la turbina de vapor alimenta a la red a través de un transformador principal unido directamente por medio de un juego de barras de fases aisladas, sin derivación ni interruptor de máquina.

La energía producida por los alternadores de las turbinas de gas se transporta por medio de unas barras de fases aisladas hasta los transformadores principales. De estas barras se derivan las conexiones a los transformadores auxiliares.

Entre la derivación al transformador de auxiliares y el alternador se coloca un interruptor, con capacidad de corte para la intensidad de falta prevista, que permite utilizar el transformador de auxiliares como transformador de arranque.

Los transformadores de auxiliares disponen de dos secundarios, uno de los cuales alimenta a la planta regasificadora de BBG.

El embarrado de media tensión (6kV) está formado por tres conjuntos de barras, alimentados desde los transformadores de auxiliares y conectadas entre sí por medio de un interruptor.

Las barras de media tensión están constituidas por un conjunto de cabinas metálicas, equipadas con interruptores de tipo interior, corte de hexafluoruro o vacío, desenchufables, trifásicos, con las intensidades y protecciones de acuerdo con el equipo que alimentan.

A las barras de media tensión se conectan todos los motores de potencia igual o superior a 200 kW, así como los transformadores MT/BT, que alimentan a su vez a los servicios de baja tensión.

Las barras de baja tensión están formadas por conjuntos de cabinas metálicas, del tipo blindado, dispuestas con compartimentos frontales, donde van colocados los interruptores, aparatos de medida, mando y protección, estando situadas en la parte posterior las barras y los transformadores de tensión e intensidad, las barras de potencia y las conexiones para los cables que van al exterior. Los interruptores son extraibles y de intensidad adecuada a los servicios que alimentan.

De las barras de baja tensión se alimentan los Centros de Control de Motores (CCM), los equipos de carga de baterías, etc. Así como los motores comprendidos entre 75 kW y 199 kW.

Los centros de control de motores están formados por cubículos independientes, extraibles, agrupados de acuerdo con la situación de los diversos motores y desde ellos se alimentan los motores y servicios con potencia inferior a 75 kW y alimentaciones de menos de 150 A.

Para los servicios de índole general, como alumbrado, enchufes de fuerza, resistencia de calefacción de las cabinas y servicios varios, se han previsto dos centros de fuerza y alumbrado, alimentados a través de tres transformadores de 500, 500 y 120 kVA, con relación de transformación 400/400-230 V.

Para el mando de los interruptores, así como para la señalización, protecciones, motores de equipos de emergencia, etc. se dispone de dos conjuntos de baterías, de 110 V. con su equipo de carga y cuadro de distribución de corriente continua. Una de las baterías de 24 V. de corriente continua.

Para los servicios que requieran una alimentación ininterrumpida en corriente alterna, se disponen dos onduladores de 25 kVA (aproximadamente) cada uno, alimentados desde las baterías, que sean capaces de suministrar energía en alterna ante un fallo general de la tensión de alterna.

Asimismo, se dispone de dos grupos Diesel de emergencia, de potencia adecuada, aproximadamente 800 kW, que permitan en caso de fallo de la alimentación exterior por un periodo superior a una hora, el restablecimiento del servicio a equipos vitales a la planta.